22 septiembre 2010

Vereda de enfrente

.
.
.
Entre tantas sombras,
soles de primavera y música,
alguien vive ahora allí.
Será otro cuerpo,
con otra voz y melodía.

Pero inevitablemente
nunca tendrá la música
que veías en mis ojos.

De algo estarás segura
entonces...
ese no soy yo.

Juan



La causalidad me ha llevado
frente a su casa.
Una sombra se dibujaba
tras esa ventana testigo.
Ha paseado nuestro amor
en ese cuarto.
Un amor de gritos, abrazos
y verdades a medias.
Seguramente otra persona
ha estado allí.
Alguien que no soy.
Ya no existe el amor,
ni rastro ha quedado de él.
Pero a decir verdad,
aún entre las sombras,
el espíritu de nuestro amor
sobrevuela el cielorraso,
negándose a salir
por la ventana,
aunque la luna lo llame
desesperadamente.


Safe Creative #1009157340297

30 comentarios:

catalina dijo...

Querido Poeta, quizás sea el primer comentario, quizás...
Siempre tras de una ventana, hay un dormitorio, y pasiones que se desencadenaron en él.
Algunas quedan en la piel, otras no.
Lo importante es que hubo pasión, y como decís vos, ya eso es mucho.
Gracias por tanto y perdón por tan poco ( te lo robe ).
Espero robarte una sonrisa.
Besos, Catalina Cecilia

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Catalina: Si la primera, y eso me gusta, sabés cuanto te quiero y todo lo que siento por vos.
Muy cierto, cuando hay pasión...no es poca cosa.
Vos no me robás nada, mis sonrisas y locuras son todas tuyas, hace tanto tiempo que nos conocemos... Un beso grance Cecilia, me gusta verte de visita. Un beso más y gracias por tanto...

elisa...lichazul dijo...

dolor me traspasa este poema, uno que en ausencias y en nostálgias queda

la ventana..mudo testigo
y un abismo a pasos de la puerta

besos besos JUAN, tu pluma desgarra emciones vividas

gracias por estar siempre cerquita

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Elisa...lichazul:

A quién no le ha pasado, es un clásico en el amor que voló. Pero si fue intenso, con mas vida que olvido, en ese cielorraso, perdura el espíritu y las imágenes de momentos.

Gracias por tu visita, mi querida Licha, te dejo un beso apretado.

Marisa dijo...

Donde ha quemado la hoguera
aún quedan cenizas de ese fuego
que la memoria no ha olvidado.
Pueda que con el tiempo, otro amor sea capaz de borrarlo.

Un abrazo grande y gracias por tus animosas palabras.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Marisa: Seguramente es como tu metáfora lo dice. Solo es cuestión de tiempo, otro amor ocupará el lugar sin dudarlo.

Nada que agradecer, gracias a vos por tu visita. Un beso inmenso.

Edurne dijo...

Y no se olvida...

Ay,los amores, las pasiones!
Los que viven aún, las que perduran, y los otros, las otras, los que volaron, las que murieron.

Pero ahí están, en el pliegue de nuestro corazón, en el fondo del cajón, en el rincón más escondido de nuestras vidas... Forman parte de nosotros, no hay modo de borrarlos, y menos de olvidarlos!

Bellísmo, como siempre!

Sabes, sigues sin actualizarte por la Orilla, aunque yo sí me doy vueltas por aquí cada dos por tres. Hoy viniste tú a visitarme y me hicíste caminar tras de ti, jejejeje!

Besitos desde la Orilla!

laura dijo...

puede que el amor se termine, puede ser que otro venga en su lugar...hasta diría que es lógico porque las personas seguimos viviendo aunque por momentos pensemos en morir por él, lo que siento es que un amor que alguna vez nos llenó el alma no se desvanece sin dejar huellas.

usted me dirá que quedó en el pasado o es un capítulo cerrado, yo digo que siempre quedan recuerdos que ni siquiera vale la pena intentar olvidar, porque no será asi, porque siempre habrá espíritus amorosos sobrevolando cielorrasos y negándose al llamado desesperado de la luna

es un poema bellísimo Juan, con algo de tristeza también, pero aún así sigue siendo hermoso

beso con soles de primavera para usted, que ya falta nada para que llegue

claudia dijo...

hay que llamar a un exorcista...

y no hablo de ese señor que lidiaba con la nena levitante, sino de encontrar otra historia que tarde o temprano haga q el espiritu errante q nos sobrevuela y lastima se pueda ir de una vez

tampoco hablo de una historia de amor... cualquier otra historia q nos desvie la atencion, el dolor, los recuerdos

no es facil, ya se

juanito, beso beso

Mar y ella dijo...

Los recuerdos pueden decir mucho de nosostros,más no deben detenernos hacia donde vamos.....
Muy a menudo al leer tus letras,tu sentir...me siento interpretada hoy no ha sido distinto......

Un abrazo.....en medio de las fiestas patris de mi pais....




besitos de mi para ti con mucho de mi yo..


Mariella

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Edurne: Cuando ya no duelen, son lindos recuerdos, momentos vividos con intensidad y a pura pasión. Bello recordarlo, siempre se me escapa una sonrisa y agradezco haberlos vivido. Vos los guardás en un pliegue de corazón...yo tengo un pequeño estuche de terciopelo azul, con un hermoso moño celeste y ahí guardo esos momentos y los dejo un algún rincón preferencial del alma. Como por ejemplo tu cariño... Un beso más que grande mujer de mi corazón.

Otro si digo: Que aún no me actualizo ? que puedo hacer, Bloger debe pensar que debo seguir Reinventandome ... no ? ja Algún día será. Otro beso más.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Laura:

Nada mas certero que el primer párrafo de este hermoso comentario. Todo amor del corazón siempre deja una huella, y esa huella la deja en el alma, (creo que por ahí hay un texto mío que habla de eso, solo creo). Lo que no estoy de acuerdo es que otro amor ocupe su lugar. El nuevo amor llegó, se instaló y tiene su lugar incomparable a los demás, por ser distinto, por ser único, como todos los amores...repito, bien paridos.

Los espíritus sobrevolarán, pero hoy los miro con una sonrisa, y como le puse a Edurne, agradezco tenerlos y haberlos vivido.

Gracias por tu concepto, pero no hay un ápice de tristeza en mi, solo existe la esperanza de que la vida me premie con otro amor así.

Gracias, gracias y gracias, por estar siempre (con o sin blogroll...los recontra parió) Beso grande Laura.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Claudia: Ay mi amor, gracias por pasar, me gusta verte de visita, es que te quiero tanto, que ni vos te lo imaginás. Exorcista ? no nena, se te complica, seguramente te duplica los recuerdos y sonaste enserio. Ya sé que es dificil, pero cuando se llega a la etapa en que te provocan una sonrisa, hasta es lindo recordar. Gracias amore mío...beso inmenso para vos, otro para Bunche, y a Rocco...bue, lo que quieras... Beso.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Mar y ella: Mi querida Mariella, gracias por pasar, leer y comentar, es un placer tenerte por acá. Mi vida, te habrás dado cuenta que nada detiene la vida, ni siquiera los recuerdos, por eso el tiempo pasa y en un momento los dolores quedan detrás. Gracias mi querida, me pone feliz que estés logrando una normalidad, vos y yo sabémos a que me refiero. Nos debemos una conversación larga.
Beso Mariella y gracias nuevamente.

Macarena dijo...

Me place tanto leerte, porque en tus letras veo mi sentir. Es cierto, existe el espíritu del amor ido sobrevolando por el cielorraso, y aunque la luna lo llame y le abra la ventana para que se retire. Se ha instalado, vivirá siempre, porque vive en mi.

Te beso Juan

M.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Macarena:

Gracias por pasar, tus palabras siempre tienen peso en mi, tu equilibrio emocional es una de las cosas que más admiro. Seguramente vive en vos, como vive en mí tantas otras.

Un beso inmenso y apretado.

Juan

elisa...lichazul dijo...

besos Juan y un abrazo grande
gracias por esa huella, hoy me he quedado corta de palabras
la realidad me ha estrujado el pensar
y el sentir

gracias por ese testimonio, yo nunca he viajado fuera de mi país, pero las noticias llegan
y me hago piel en ellas

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

elisa...lichazul: Besos y otro abrazo mas que grande y nada que agradecer. Siempre tus letras llegan de una forma o de otra pero siempre llegan.

Un beso más POETA.

Juan

SIL dijo...

Siempre quedan rastros, Poeta...

Una sola cosa no hay,
y es el olvido,
dijo Borges...

Esos rastros nos moldean la vida.
No sólo queda la ceniza después del fuego, el que se atreve a tocarlas, sabrá que están tibias.

Espero que quede el comentario.
Me perdí , necesito GPS

Beso, Juan

SIL

Ignacio dijo...

Si ya no queda nada, nada hay que tratar de pensar, pasar por otra calle, el tiempo termina desdibujando todas las siluetas.

Juré que había dejado el comment.

Más o menoos :)
Un abrazo amigo.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

SIL: Hola !!! que gusto verte, hemos sorteado algo de la actualización del blog. Pero por supuesto me pone el anterior ahora, de todos modos estamos mejor. Si vos necesitás un GPS yo debo andar con el satélite debajo del brazo.

Hermosa frase la de Borges, una verdad sin discusión...el olvido no existe, es solo un invento del hombre, no tengas dudas.

Gracias por tus palabras y tu visita accidentada y perdón por tantos inconvenientes.

Un beso grande amiga mía.

Juan

Otro si digo: Llegaron todos tus comentarios con sus aclaraciones, gracias nuevamente.

Cotidiana dijo...

Entre tantas sombras,
soles de primavera y música,
alguien vive ahora allí.
Será otro cuerpo,
con otra voz y melodía.

Pero inevitablemente
nunca tendrá la música
que veías en mis ojos.

De algo estarás segura
entonces...
ese no soy yo.
_____________

Con tu permiso, lo hago mío mientras el mar contenido entre mis pestañas se derrama.

Saludos Juan.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Ignacio: Nacho querido, gracias por tu visita y tu verdad, tan plena de certeza. Siempre es un gusto abrazarte entre palabras. Un abrazo más compañero, y no te preocupes, siempre te tengo presente.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Cotidiana: Llevatelo es tuyo, si en algo te ha servido, aunque sea para derramar lágrimas y un bienestar posterior... adelante, es tuyo, y entonces, ha valido la pena escribirlo. Un beso grande.

geheugen dijo...

En medio la una navegación sin rumb
o vi tierra entre las costas de tus versos,
y me quedé pensando en el momento
en que los besos se rompen
contra el murallón de un ayer presente,
y un presente que se niega al olvido.
Tiro el ancla y me quedo
disfrutando tu espacio.

TODO UN PLACER

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Geheugen: Bienvenida !!! a esta costa llena de "memoria", como así de sentimientos dichos entre verbos y sustantivos escritos con el corazón. Gracias por tus palabras y por considerar que leerme es parte del placer.

He visitado tus lugares, bellos, interesantes con muy pero muy buen gusto, te visitaré seguido. Si me permitís te pondre dentro del Link de mis favoritos.

Un cariño inmenso y nuevamente gracias.

Juan

Tropiezos y trapecios dijo...

Se van las personas y los cuerpos, pero el espíritu y las emociones siempre prevalecen.

En algunos sitios fuimos felices y esa felicidad nunca podrá desprenderse por muy malos tiempos que llegaran después. A veces pasas por un portal donde estuviste o un banco donde te sentaste y la nostalgia se arma de valor en el pecho...

Un abrazo grande.

Oski.

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Tropiezos y trapecios: Nada mas certero y lleno de verdad que tus conceptos. Gracias por tu visita y un abrazo para todos.

HUMO dijo...

Si las paredes hablaran...las mismas que albergan la energía de esos besos, de ese amor, de esos amantes...cuantas historias presas en la cal.

Precioso!!!
Viste como me vine rapidito??? jajajaja soy una mujer de palabra :)

Cariños!

=) HUMO

geheugen dijo...

GRACIAS!!!
Me alegra saber que te sentiste a gusto por mis "casas".
Sería un honor contarme entre tu lista de elegidos.
Si me das tu permiso yo quisiera subirte a mi página de links también.
Espero tus visitas, y si te sentís cómodo tus palabras.
Un abrazo!